cine (346) deportes (288) musica (277) politica (138) humor (133) Venezuela (70) tecnologia (67) economia (43) documentales (26) curiosidades (23) tv (22) publicidad (16) sucesos (13) turismo (10) España (5) cortometrajes (5) religion (4) libros (3) mujeres (3) tramites (3) salud (2) teatro (2) Colombia (1)

miércoles, 26 de mayo de 2010

Megadeth @ Caracas, 6/05/2010 (reseña)


27 años de carrera, 25 millones de discos vendidos alrededor del mundo y miembro de los "Big Four of Thrash".

Ese fue el aval para al reducido público que se acercó al CIEC de la Universidad Metropolitana de Caracas, la garantía de que lo que estaban por ver, el trabajo de vida de un tipo llamado Dave Mustaine al que botaron de Metallica hace tanto tiempo que ni se debería recordar esta afortunada anécdota, iba a ser de lo mejor que los aficionados al metal pueden obtener de una banda.

Y como era de esperarse, Mustaine y los suyos no defraudaron. El set list estuvo compuesto por la ejecución por completo del Rust In Peace, celebrando su 25 aniversario, más algunas canciones de su excelente nuevo disco, Endgame, y otros grandes éxitos de la banda. Otro aspecto a destacar es la vuelta del Ellefson a la alineación, quien luego de Mustaine, es el tipo que más a tocado con esta banda, caracterizada por tener al tímido rubio como única constante en un desfile de 20 miembros oficiales a través de su existencia. Megadeth es Mustaine y Mustaine es Megadeth, con Ellefson como espectador de lujo.

Lo Malo:

* El que semejante acto tenga un relativo reducido público habla muy mal de los metaleros venezolanos, que pasaron de todo por ver a Metallica y ni se molestaron en acercarse a ver este inolvidable acto.

Lo Regular:

* El sonido fue un problema durante la presentación. En descargo de los ingenieros encargados del ajuste, no es fácil hacer un buen sonido en un recinto cuadrado tipo galpón, los rebotes no son para nada fáciles de manejar. Pero esto, como espectador, es manejable. La solución consistía en moverse dentro del recinto y buscar un sitio en donde se escuchara bien, mis panas y yo lo conseguimos relativamente cerca de la salida y hacia un lado, allí se escuchaba bien. En otros sitios no tanto, por ello leerán y escucharán a mucha gente quejándose y a otra no.

* Por otra parte, lo que ya parece ser una constante, hubo problemas en la barrera de protección delantera, lo que ocasionó que Mustaine parara el concierto por unos minutos al comienzo para pedir que la gente se calmara y arreglaran eso. Nada que pasara a mayores.

* El juego de luces estuvo bastante básico. Lo nombro como un detalle de relativa importancia, nadie fue a ver lucecitas de colores, fuimos a escuchar buena música y eso obtuvimos.

Lo Bueno:

* La locación es muy buena, el sitio tiene alfombra, lo cual no necesariamente es seguro por aquello de un posible incendio, pero tanta limpieza invita al buen comportamiento, como así resultó ser. Además, lo relativamente alejado que está la Universidad Metropolitana evitó que se llenaran los alrededores de los típicos malandros que están pendientes de venderte una entrada falsa, "cuidarte" el carro o simplemente robarte (como sucede ahora sin falta en El Poliedro).

* La organización no tuvo problemas, Profit suele organizar los mejores conciertos en el país, me gustaría ponerlos a prueba manejando más público, hace falta gente que demuestre que las cosas se pueden hacer bien a Evenpro y Solid Show. El precio de las entradas también fue razonable.

* La banda fue la hostia. Fue un verdadero lujo estar allí presenciando a estos excelentes músicos sacando el máximo de sus instrumentos. Mustaine es un tipo de pocas palabras y hasta cierto punto, tímido. Deja que su música hable por él. Es asombroso verlo tocando complicados riff mientras canta. Fue grato ver a Ellefson (quien no estaba en la banda en el pasado concierto en Valencia) Su carisma y simpatía le hace falta a la banda en vivo. Los otros dos músicos, el excelente guitarrista Chris Broderick y la precisión de la batería de Shawn Drover completaron el cuarteto que nos deleitó con el RIP en pleno.

Como dato curioso, Mustaine se refirió a Broderick como Chris Poland, guitarrista que ha estado en varias alineaciones de la banda. Y al final, en forma de agradecimiento por controlar el asunto de la barrera, Mustaine (algo que no sale en el set list) empezó a tocar Sweeting Bullets, lo mezcló con otra cosa y terminó abruptamente. Algo bastante raro.

Para terminar, los que asistimos podemos agradecer que bandas de este tipo se acerquen a nuestro país y que tipos como Mustaine, una verdadera leyenda viva del metal, no tenga problemas en tocar ante unos 2000 tipos. Como amante del rock, pocas cosas mejores que escuchar el RIP en vivo puedo esperar de ahora en adelante.

Aquí les dejo el set list: